Amigos del Jardín

En este Jardín de Aromas, los sueños se vuelven realidad... Gracias... por formar parte de mi Jardín!!

sábado, 15 de mayo de 2010

La Voz del Silencio...


La voz es una de las armas más potentes de la comunicación. De su volumen, entonación y ritmo dependen el entusiasmo que manifestamos, nuestra capacidad de convicción y el éxito de captar y mantener la atención e interés de los interlocutores.

El silencio es también una poderosa arma de comunicación, aunque su uso es eficaz, no es tan sencillo y requiere cierta habilidad. Muchas veces las palabras sobran… Tan solo una mirada basta para que la comunicación sea perfecta y amorosa… El silencio de una madre y su niño mirándose a los ojos mutuamente mientras ella lo amamanta…

El silencio de dos que se aman y disfrutan de un tiempo de soledad interior para entenderse aún más cuando llegue el momento del encuentro… Escucha al silencio… Escucha tu silencio y el de tu ser amado… Encontrarás en el silencio un sin fin de sonidos y melodías hermosas, que envuelve con calidez el ambiente que los convoca a ambos… Que los hace uno solo… En comunión con el entendimiento que se logra tan solo a través de la mirada, o del tacto…

El encontrarse con uno mismo en el silencio de la soledad hace posible este entendimiento…

El silencio puede ser en ocasiones un acto de rechazo, de no reconocimiento voluntario. Puede llegar por lo tanto a constituir una importante barrera en la comunicación.

Sin embargo, el silencio puede ser muy positivo para alentar a alguien a que continúe hablando, que revele sus sentimientos y conseguir retroalimentación o una auténtica capacidad de escucha.

No es fácil guardar ese silencio, pero lograrlo nos trae siempre recompensas, mientras más dura nuestro silencio, mayor es la pasión que crece dentro de nosotros…
 
A veces, nuestro silencio es la peor mentira, algunos encuentran al silencio porque tienen demasiados ruidos dentro de ellos mismos…

Ten en cuenta que, cuando hables tus palabras, sean mejores que el silencio.

El silencio y la soledad son a veces complementos… La soledad es el complemento del alma y el silencio es la soledad de las palabras… Las palabras son un don tan hermoso que es mejor dejarlas ir solas…

El silencio es la voz del corazón hablando contigo mismo… Por eso tienes que escuchar lo que tu corazón dice en silencio…

Mariela, Desde mi Jardín…

4 comentarios:

Amanda dijo...

¡AY!mi corazón dice tantas cosas... pero no puedo hecerle caso. Un beso.

Ni Nut dijo...

Hermosa entrada con mucha sabiduría en lo que explicas... Me encanto !!!
Luz y Amor, Ni Nut

Mariela dijo...

Hola Amanda!, bueno pero tal vez pueda cambiar algo de tu situación actual lo que tu corazón dice en silencio,y así, más adelante puedas aceptar o aprender de esa situación y puedas hacerle caso al fin...
Un beso Jardinero...

Mariela dijo...

Hola Ni Nut: Bienvenida... !!! Y muchas gracias!

Un beso jardinero...